Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Urano’

El día 4 de Noviembre de 2008, el planeta Saturno (simboliza lo viejo), estará situado a 18º 55’ en el signo de Virgo, es decir hará una oposición exacta con el Planeta Urano (simboliza lo nuevo), que estará situado a 18º 57’ en el signo de Piscis. Virgo es un signo de tierra, que además del trabajo rige la administración de los recursos materiales, de ahí los problemas hipotecarios. Esta oposición durará aproximadamente dos años, lo que nos indica que habrá cambios importantes a nivel de que grandes instituciones milenarias caerán para dar paso a lo nuevo representado por Urano ya que, este planeta se opone a todo lo representado por Saturno, los viejos esquemas, el orden establecido etcétera. Saturno y Urano representan principios diametralmente opuestos, el primero gobierna las estructuras y a nivel social, representa las estructuras sobre las que se asienta la sociedad, leyes, instituciones, grandes corporaciones, etcétera y, Urano es el que renueva, el que revoluciona y el causante de los cambios drásticos, rápidos e inesperados. Al producirse una oposición, aparece la confrontación, el choque con los previsibles efectos. Todo ello nos hace pensar que Obama será el próximo inquilino en la Casa Blanca, algo impensable no hace tantos años. Claro que también es cierto que de ser así, gobernará a un país con grandes problemas financieros, y a un pueblo que simbólicamente tendrá que morir para renacer y, con un período de fuertes cambios en su política internacional. Otro aspecto de la situación nos la ofrece el planeta Plutón (llamado Plutón en la mitología romana y Hades en la mitología griega) que tras derrocar a su padre Saturno, en el reparto del mundo con sus hermanos, recibió el submundo, y así gobernaba sobre los muertos. Al dios Plutón no se le hacían ofrendas, ¿para qué hacerlo? siendo un dios rico, poco hay para ofrecerle. Pero debemos entender que las riquezas de Plutón son del submundo y la mayoría de las personas no le dan valor a la riqueza de la salud, de la evolución personal, de la transmutación.
Plutón es un planeta que tiene mucha influencia sobre las masas, las guerras, la energía vital y el uso que hacemos de ella, de nuestra capacidad de transformación, sobre todo de auto transformación. Debemos saber que Capricornio es un signo de tierra, relacionado con la casa diez, que simboliza el destino, la imagen pública, la profesión desde el punto de vista vocacional, la identidad social, los objetivos y las ambiciones a nivel profesional. Para muchos supondrá una pérdida de empleo, para otros nuevas oportunidades profesionales. Pero de todas formas serán cambios inevitables. Se suele calificar a Plutón como un planeta maléfico porque siempre que entra en nuestras vidas va acompañado de un sentimiento de pérdida, de dolor, pero también posee un aspecto benéfico, ya que se le conoce también como “Plutón El Rico” porque aunque quita, siempre da algo a cambio. En la mitología se creía que era el que otorgaba los tesoros ocultos de la tierra, las cosechas y las riquezas minerales.
No todas las personas se verán afectadas de la misma forma, dependerá de en qué casa de su carta astral esté el signo de Capricornio. Pero para la mayoría el sector profesional estará tocado, unos en forma negativa y otros de forma positiva. Las decisiones que hemos tomado en el pasado, acertadas para unos o equivocadas para otros, son las que nos llevarán a una nueva situación laboral. Lo más probable es que no hayamos sido capaces de darnos cuenta de los avisos previos (que habrán sido muchos) para que muchos evitaran esta situación. El ingreso de Plutón en Capricornio, nos promete una época de descubrimientos subterráneos, erupciones volcánicas, terremotos, grandes negocios y comienzo y fin de etapas. Hará que la humanidad tenga una visión más práctica y realista de la vida, haciéndonos más conservadores, más materialistas, nos traerá reformas económicas. En la parte negativa, un exceso de ambición en muchas personas y en la parte positiva, nos hará mucho más maduros.
La vibración plutoniana podría definirse por la interpretación del INRI: Igne Natura Renovatur Integra (es por el fuego que se renueva la naturaleza). Se entiende que es el fuego interno, la luz interna, la conciencia, la fuerza espiritual. Gracias a los obstáculos y duras pruebas que pone Plutón, las asperezas del carácter se van limando y, poco a poco, el ser humano va aprendiendo a controlar las circunstancias que le rodean. En la mayoría de las ocasiones esta purificación interna requerida puede conllevar sufrimiento, y una dura lucha espiritual, cuyo fin último es llegar a un equilibrio entre el macrocosmos y el microcosmos.
La palabra Plutón en griego (plutos) está relacionada con la riqueza, es el gobierno de los ricos (plutocracia). Así cabe esperar dos vertientes: unos acrecentarán su riqueza, y otros la perderán.
Plutón entra en el signo de Capricornio el 27 de Noviembre de 2008 y por retrogradación, aunque ingrese durante un tiempo en el signo de Acuario, volverá al signo de Capricornio y no se marchará definitivamente de este signo hasta finales del año 2024. Todo tiene un principio y un fin, esta crisis pasará, y como decía Einsten, “en los momentos de crisis, sólo la imaginación es más importante que el conocimiento”. Nuestra obligación al caer, es levantarnos, pero pensar que haciendo lo mismo, obtendremos resultados diferentes, sería una actitud pueril.
De toda “prueba” se aprende y se sale reforzado, quizás esto nos haga meditar en que nuestras pautas de conducta no eran las apropiadas y que esta situación nos abra una puerta de esperanza para un futuro mejor donde dejemos el “egoísmo” apartado de nuestras vidas, una puerta de sabiduría a la renovación y al resurgimiento. Dice un proverbio lapón que una gema no se pule sin fricción, ni un hombre se perfecciona sin pruebas.
¿cómo hemos llegado a esto?, probablemente hemos cometido hibris, concepto griego que alude al orgullo y a la desmesura exagerada. Resultando un merecido “castigo”. En la antigua Grecia, este término se entendía por un desprecio temerario hacia el espacio ajeno y a una falta de control sobre nuestros impulsos. De hecho, era el “pecado” principal de esa civilización, el no conformarse con la parte del lote de fortuna o desgracia, que Cloto, Láquesis y Átropo (Moiras en griego o Parcas en latín), las tres diosas del destino: reparten a cada ser humano. Resumiendo, cometemos hibris cuando queremos más de lo que el destino nos asigna; así Némesis (diosa de la justicia divina) actúa y regresa a la persona dentro de los límites que indebidamente cruzó.
Buena suerte a todos.

Anuncios

Read Full Post »

Casi todos los pueblos primitivos de América del Norte acataban la autoridad del ser o dios supremo a quien llamaban Manitu, que significa Espíritu y que, curiosamente tiene indudable similitud con la palabra de lengua sánscrita Mana, que significa el Sol. En la antigua América del Norte, se creía que la creación del Universo era debida a un pájaro de grandísimo tamaño, pájaro que acaso fuese el propio Gran Manitu. Algunos pueblos sacrificaban perros a los espíritus, ya que creían que el autor de la creación era un inmenso perro. Los esquimales del Canadá decían que cuando la noche continua envolvía el globo terrestre, el Zorro aprovechaba la oscuridad para robar; pero el Cuervo, que en las tinieblas no encontraba alimento, deseó la Luz y la Luz se hizo. Otra tradición cuenta cómo las mujeres paseaban por los campos y recogieron a unos niños que se debatían entre las hierbas. Se trataba de los hijos de la Tierra, que se multiplicaron y poblaron los desiertos. Otra tradición cuenta la historia de un hermano enamorado de su hermana la cual se arrancó los senos y se los arrojó a la cara. Luego encendieron dos antorchas y se persiguieron uno a otro alrededor de un igloo. Pero he aquí que, de repente, ascendieron por el espacio hacia el Cielo y mientras la hermana se convertía en Sol, el hermano se convertía en Luna, alumbrando y calentando ella con su antorcha y alumbrando él sin dar calor, pues había dejado apagar la suya.

Read Full Post »

prometeo-11-jpgLa Mitología griega, nos dice que inicialmente sólo existías el Caos (el vacío), del que se formó Gaia (la tierra). Gaia dio a luz a Urano (el cielo). Urano fue el primer dios que reinó sobre el Universo que, uniéndose con Gaia, fueron los padres de las primeras criaturas vivas, los doce titanes (gigantes con forma humana), los tres Cíclopes (criaturas con un solo ojo) y los tres gigantes Hecatónquiros (monstruos provistos de cien manos y cincuenta cabezas). Insatisfecho con sus hijos, los desterró al inframundo. Gea irritada por encerrar a sus hijos, persuadió a su hijo, el titán Cronos (Saturno) para derrocar a su padre. Cronos encadenó y castró a Urano, y de la sangre que cayó sobre la tierra surgieron las tres diosas vengadoras, las Erinias o Furias. Tisífone, Megera, y Alecto. Fue por ello Kronos el segundo soberano del cosmos. Pero el Hado, dios supremo, había establecido que, al igual que Kronos encadenó a su padre, un hijo suyo lo haría con él. Kronos, enterado de esto y deseando evitar el destino, decidió comerse a sus hijos al nacer. Y así lo hizo con Deméter (Ceres), diosa de la tierra; Hestia, diosa del hogar Hera (Juno), diosa del matrimonio, Hades (Plutón) dios de los muertos y Poseidón (Neptuno), dios del mar. Pero Rea, esposa de Kronos, cuando dio a luz a su sexto hijo Zeus (Júpiter), para protegerle tomó una piedra y envolviéndola en pañales se la dio a Kronos, quien la comió engañado. Cuando Zeus creció se encontró con su padre y, después de vencerle y haberle hecho vomitar a sus hermanos, lo desterró del cielo. Fue entonces Zeus el tercer rey de los dioses antiguos, que dio la entrada a los dioses nuevos de la Mitología griega.
Prometeo (cuyo nombre significa “prevención, prudencia”), y su hermano Epimeteo recibieron el encargo de crear la humanidad y de proveer a los seres humanos y a todos los animales de la tierra de los recursos necesarios para sobrevivir. Epimeteo (cuyo nombre significa “ocurrencia tardía”), procedió en consecuencia a conceder a los diferentes animales atributos como el valor, la fuerza, la rapidez, además de plumas, piel y otros elementos protectores. Cuando llegó el momento de crear un ser que fuera superior a todas las demás criaturas vivas, Epimeteo se dio cuenta de que había sido tan imprudente al distribuir los recursos que no le quedaba nada que conceder. Se vio forzado a pedir ayuda a su hermano, y Prometeo se hizo cargo de la tarea de la creación. Para hacer a los seres humanos superiores a los animales, les otorgó una forma más noble y les dio la facultad de caminar erguidos. Pero Prometeo incurrió en la cólera de Zeus, le quitó la mejor parte de las ofrendas, la carne, y engañó a los dioses haciendo que ellos recibieran las peores partes de cualquier animal sacrificado y los seres humanos la mejor. En una pila, Prometeo colocó las partes comestibles de un buey, la carne y las entrañas, y las recubrió con el vientre del animal. En otra puso los huesos y los cubrió con grasa. Al pedirle a Zeus que eligiese entre las dos, el dios optó por la grasa y se sintió muy disgustado al descubrir que ésta cubría una pila de huesos. A partir de ese momento, sólo la grasa y los huesos se entregaron a los dioses en sacrificio; la buena comida quedaba para los mortales. En castigo Zeus se negó a dejar a los humanos la recompensa del fuego, pero entonces Prometeo se dirigió a los cielos y encendió una antorcha con fuego del sol. El don del fuego que Prometeo concedió a la humanidad era más valioso que cualquiera de los dones que habían recibido los animales. Estas acciones de Prometeo provocaron la ira del dios Zeus. Por las transgresiones de Prometeo, Zeus lo hizo encadenar a una estaca en el monte Cáucaso, donde era atacado constantemente por un águila que le picoteaba el hígado. Por ser inmortal, Prometeo no podía perecer y su hígado se regeneraba todas las noches para que la tortura pudiese reiniciarse todas las mañanas. Finalmente lo liberó el héroe Hércules, que mató al ave rapaz.

Read Full Post »

saturno-8Saturno era el más joven y cruel de los hijos de Urano y Gea. Khronos, (el tiempo) para la mitología griega. Tras haber matado a su padre, Cronos se apropió del cielo y se casó con su hermana, Rea (Cibeles). Tras derrocar a su padre, Saturno obtuvo de su hermano mayor Titán el favor de reinar en su lugar. Titán puso una condición: que Saturno debía matar a toda su descendencia, y así, la realeza volvería a caer con el tiempo en manos de los Titanes. Saturno aceptó, puesto que había sido advertido por un oráculo de que uno de sus hijos lo destronaría y, así, Cronos quiso burlar su destino devorando a cada uno de sus hijos según salían del vientre de su esposa. Devoró a Neptuno, Plutón, Hestia, Démeter y a Hera, pero Rea, para salvar a Júpiter, lo parió secretamente de noche y, por la mañana, llevó a Cronos una piedra envuelta en pañales que el dios del tiempo se apresuró a devorar. Titán, su hermano, descubrió que el niño Zeus o Júpiter vivía, a pesar de que los sacerdotes que le cuidaban disimulaban su llanto con música y ruido de armas. Titán, temeroso de no conseguir el trono, luchó contra Saturno, lo venció y lo hizo prisionero. Júpiter, ya adolescente, luchó contra los Titanes, y los desterró del Olimpo, liberando a su padre. Así Saturno gobernó de nuevo, pero Cronos sabía tal como había profetizado el Oráculo que su hijo le quitaría el poder y, efectivamente, Júpiter hizo la guerra a su padre, le derrotó, lo expulsó del cielo. y se erigió para siempre en monarca del Empíreo. Saturno, destronado, fue a ocultar su derrota a Italia junto al rey Jano, quien le acogió muy bien y le ofreció compartir su reino. Saturno, agradecido y arrepentido, se dedicó a civilizar el Lacio, reino de Jano, enseñando a sus toscos habitantes varias artes prácticas, promovió el bienestar del país con leyes y les enseñó la agricultura. Según Hesíodo su reino fue la edad de oro, dado que sus pacíficos súbditos fueron gobernados con suavidad. Saturno es la fuerza irresistible del destino y el tiempo. Se le representa como un viejo vigoroso de larga barba y cabeza calva. Va armado con guadaña en la mano derecha, mientras que en la izquierda sostiene un reloj de arena.

Read Full Post »